LA DIETA PROTEICA LIGNAFORM

¿Qué es una dieta proteica?

La dieta proteica es, de principio a fin, un protocolo bajo estricto seguimiento médico, que permite en las primeras fases una rápida pérdida de peso con posterior estabilización introduciendo poco a poco todos los alimentos de mercado y ejercicio físico. Este seguimiento médico durante el proceso de pérdida de peso asegura una reeducación alimenticia para conseguir el mantenimiento de peso a largo plazo.

Los 3 principios de la dieta proteica son:

  •  Una reducción del aporte de glúcidos.
  •  El aporte justo y calculado individualmente de proteína para cada persona.
  •  Una suplementación complementaria ya que se trata de una VLED (very low energetic diet) y necesitamos un aporte extra de micronutrientes.

Durante las primeras fases de la DAP (Dieta de aporte proteico) el organismo al no obtener a través de los alimentos los suficientes glúcidos, produce a través de las grasas almacenadas, cuerpos cetónicos que funcionaran como fuente de energía/combustible alternativo a la glucosa. Además estos cuerpos cetónicos producirán a nivel del sistema nervioso central una sensación de euforia y poco apetito que no suele ocurrir en las clásicas dietas hipocalóricas.

La glucosa en sangre se mantendrá estable gracias al aporte de glúcidos a través de las verduras permitidas que son las más fibrosas y los sobres de proteína. Al incluir poco a poco alimentos como la fruta, los yogures, el pan, harinas y cereales junto a proteína y fibra evitaremos los picos de insulina postpandrial y el consecuente efecto rebote.